Dedo en martillo

En algunas ocasiones es consecuencia de utilizar zapatos cortos; en otras, debido a complicaciones de otras patologías (artritis, alteraciones biomecánicas, disfunciones posturales, desequilibrios psicológicos, desordener nutricionales). Con el roce del calzado provoca callosidades y dolor, pudiendo llegar a infectarse.

1